Tic - Tac

Posted on 1:43 by Kiros | 1 comentarios

Tiempo, caprichoso regalo y temible castigo, nuestra vida es un continuo "tic-tac" que rige nuestro camino y dicta sentencia llegado el momento, tiempo que mata o tiempo que cura, tiempo de felicidad, tiempo de tristeza, tiempo de reir y tiempo de llorar, tic-tac tic-tac...

Mi tiempo, que valioso es y que poco lo valoro muchas veces aunque, para mí, últimamente el tiempo ha venido de la mano de una fría garra llamada soledad, soledad...otra vieja amiga con la que hacía tiempo que no trataba, pero... no ha sido del todo desagradable el reencuentro pues antaño tuvimos una fuerte amistad que se vió perturbada por una serie de circustancias, llamémoslo amor.

La soledad no es tan mala, ella es fría y peligrosa sí, pero cuando convives con ella te vas haciendo fuerte poco a poco y la torre de nuestra vida, se va construyendo de forma sólida, ladrillo por ladrillo.

Ella te muestra cosas que no has sabido ver en su ausencia, te enseña quien te hace daño, te enseña a descubrirte a tí mismo/a, te hace madurar (toda persona está en continua maduración) y cuando tod@s te fallan, siempre está ahí.

Por suerte, he conseguido hacer las paces con ella y ha accedido a volver a darme lecciones:
Me ha enseñado que yo no soy ningún juguete, pero que soy un poco tonto. Me ha dicho que aunque haya gente que no me valore, yo valgo mucho, dice que ya hice suficiente por demasiada gente y que al que le toca recibir ahora, es a mí, que no puedo pasarme la vida dando y dando.

Me ha confesado un secreto, me ha dicho que una persona que solo se quiere a sí misma, no puede querer a nadie más y que eso no es mi responsabilidad, es la persona en cuestión la que se debería esforzar.

Me ha pedido que piense en mi mismo, que ya he pensado suficiente en mi alrededor, que debo confiar en mí puesto que yo mismo soy la única persona en este mundo que no me va a fallar, no, no me voy a fallar.

Me ha recomendado que no cambie mi forma de ser, puesto que, aunque no guste a una minoría, dice que hay muchísima gente que me quiere y me aprecia y que el fallo no soy yo, seria injusto por todos ellos.

Me ha sugerido que no cierre las puertas a nadie, dice que mi mundo es bello y que cualquiera debería poder entrar, que si se quieren ir de él, que les deje ir, si quieren volver, que vuelvan, pero que por favor, no descuide mi mundo.

Me ha aconsejado que apele a mi nobleza y sin rencor a nadie, tienda una mano a quien me necesite aunque me ha advertido que me ande con dos ojos y que recuerde sus lecciones, ya no soy tan ingenuo.

Me ha susurrado cuan caprichoso es el tiempo y el destino y dice que en mi continuo tic-tac, ella estará ahí siempre que la busque.

Y ahora, sí, es mi tiempo, tiempo raro todo haya que decirlo, pero es un tiempo especial, he dado un paso de gigante, lo noto, ese niño ha quedado atrás y aunque corre detrás mía y a veces logro oír su voz, ya no soy ese niño, no, algo en mí ha cambiado, me noto mas fuerte, mas adulto y esa mi pequeña debilidad, va siendo cada vez menor.

Quizás si haya sido en algún momento un crío inmaduro, ¿quién no lo ha sido algun vez? pero hoy con la cabeza bien alta puedo decir, no, ya no lo soy.

Con este monótono tic-tac, mi reloj de muñeca marca las 03:05 y un suave peso recae sobre mí, aún me quedan cosas por hacer antes de que las sábanas me envuelvan y me hagan volar durante escasas 2 horas y media. Afuera logro oir el austero viento, acompañado de la melodía de millones de gotas atravesando la misteriosa noche de Madrid.

Dedico unos momentos a reflexionar en lo que hay ahora mismo mas allá de los ladrillos de mi habitación, sí, la habitación de Kiros. Después de unos minutos volando por mi imaginación, vuelvo a este cubo y con tan solo la distracción del acelerado compás del agua contra el cristal, torno mis pensamientos hacia ella, a casi 2000 km durmiendo plácidamente en su acogedora habitación, ha tenido una noche desagradable, le dedico una ligera sonrisa y giró mis pensamientos hacia otra chica que se que me necesita, espero que esta noche pueda pegar ojo, merece un golpe de suerte, a su vez, viajo una vez más y de Fuerteventura paso a Barcelona, donde hoy he sido duro con una persona, pero necesito que entienda que engañándose a ella misma no va a llegar a ningún sitio, debe afrontar la realidad y sea cual sea su decisión, yo le respaldaré. Dejo Barcelona y pienso en Vigo, Vigo...la chica de Vigo está online en mi skype y creo que se merece un poco de atención, se acordó ayer de mí con un bonito sms...
Vuelvo a Madrid, suspiro, me levanto, miro por la ventana la gris ciudad que se extiende ante mis ojos, sonrío hacia mis adentros, aquí estoy una vez más, velando el sueño de gran parte de la ciudad, velando la noche de mi mundo...y por unos momentos, me siento orgulloso de mí mismo y de lo que soy.

Kiros

1 comentarios:

Veronika dijo...

Sinceramente, letra tras letra, palabra a palabra y parrafo a parrafo has sabido expresar cada escaso segundo tan minuciosamente que ni un reloj llegaria a tal puntualidad; hoy he descubierto que no hace falta que la palabra este en un verso de algun autor famoso, que la haga cita celebre y despues refran, hoy me has dado la fortuna de poder leer este magnifico y realista texto, en el que regalas un guiño a muchas personas...

... ya va siendo hora que las personas te devuelvan un guiño a ti tambien.

Sinceramente, esplendido.

Un Saludo.

Veronika.

Publicar un comentario

© 2011 Kiros - All Rights Reserved